domingo, 13 de marzo de 2016

Cuando nadie me ve.


Esta mañana, temprano. Antes de que despertaran las aguas.



Cuando nadie me ve
paso mis dedos asombrados
por todos los cuadros del museo,
cuando nadie me ve
miro tu nuca inclinada
y cierro los ojos imaginando locuras.

Cuando nadie me ve
me abrazo al árbol más viejo de la avenida
y le cuento el secreto
 de todos los noviembres.

Cuando nadie me ve,
me toco la piel paciente y sedienta,
ardiente y desmemoriada;

                     cuando nadie me ve
                                                                rezo.

Cuando nadie me ve
arranco las fotos del principio
y dejo las hojas del álbum limpitas,
disponibles,
para pegar esos instantes encendidos y plenos
que aún me quedan.

Cuando nadie mira,
me creo.


8 comentarios:

  1. Hola. Menos mal, porque anoche, cuando nadie lo miraba, oí llorar al blog. Yo, cuando nadie me ve ¿sabes? solo pienso, pienso y pienso. Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues ya nos contarás tus pensamientos en el taller. Un beso.
      ¿Lloraba mi blog?

      Eliminar
  2. Me ha gustado, es tierno.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias, me voy a ver que hago cuando no me vean.

      Eliminar
  3. Cuando nadie me ve, pienso en otros días, otros momentos. Cuando nadie me ve, lloro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues cuando nadie te vea, me llamas y nos vamos a caminar y a reir juntas. Besotes.

      Eliminar
  4. Lo siento, no es tu blog el que lloraba, ni llora. Tienes razón. Es el mío, que lo tengo solo y abandonado. Lo pondré en orden. Buena semana.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues a la tarea, que no puedes permitirlo. Besazos. Será una buena semana, te deseo lo mismo.

      Eliminar